La farmacia en la reproducción asistida

La mayoría de tratamientos de reproducción asistida incluyen la administración de fármacos para estimular el funcionamiento de los ovarios. Estos fármacos serán suministrados por una farmacia (hospitalaria o no) siempre bajo prescripción médica.

Los principales fármacos que pueden ser administrados en un ciclo de reproducción asistida son:

FSH o FSH biosimilar Hormona foliculo estimulante humana

La Hormona Folículo estimulante (FSH) es la hormona por excelencia del sistema reproductivo. Es producida en la hipófisis (glándula situada en el cerebro) y tiene su actividad en el ovario, al que llega mediante el sistema circulatorio. Su función en el ovario es fomentar el crecimiento del o los folículos que contienen los óvulos. En reproducción asistida, esta hormona es utilizada pues para estimular los ovarios y conseguir el desarrollo de más de un folículo.

Las preparaciones más utilizadas en reproducción asistida son la folitropina alfa o beta. En el caso de la folitropina alfa existen en el mercado alternativas biosimilares.

La HGM o Gonadotropina menopáusica humana es otro de los principios activos utilizados en este tipo de tratamientos.

 Agonistas y antagonistas de la GnRH

Entendemos por análogo una sustancia que, debido a sus características moleculares puede actuar en sustitución de otra.

En el caso de la GnRH, se trata de una hormona sintetizada en el hipotálamo y que estimula a su vez la secreción de FSH y LH por parte de la hipófisis. En el contexto de un ciclo de estimulación ovárica, es necesario evitar la secreción natural de estas hormonas, porque supondría la pérdida de control del ciclo y podría causar una ovulación prematura.

El papel de los análogos de la GnRH es pues, competir con la hormona real para los receptores de ésta, impidiendo su acción.

Existen dos tipos de análogos: las agonistas y los antagonistas.

Los agonistas de la GnRH se unen a los receptores de esta hormona situados en la hipófisis, estimulándolos e incrementando por lo tanto la secreción de FSH y LH en el corto plazo. Sin embargo, después de varios días de uso, los receptores son bloqueados de forma que se ésta se ve prácticamente anulada.

En el caso de los antagonistas de la GnRH, el mecanismo de acción es totalmente distinto: estos se unen al receptor bloqueándolo de maenra prácticamente inmediata.